Prensa Mppeuct

Hernández: Ley contra el Odio permitirá a la sociedad venezolana vivir en paz y equilibrio

Compartir en Facebook

“La violencia es intrínseca en el ser humano, no así la agresión, es por ello que debe surgir la noción de paz”, indicó el Prof Najul.

 

Como parte de las actividades desarrolladas por el equipo de la Cátedra Itinerante Fabricio Ojeda, la Unidad Territorial, UT-Fundacite Bolívar del Ministerio del Poder Popular para Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología, Mppeuct, llevó a cabo un conversatorio sobre la Ley Constitucional Contra el Odio, por la Convivencia Pacífica y la Tolerancia, en la sede del Inces Alta Vista, en Puerto Ordaz.


En esta oportunidad se quiso plantear un enfoque distinto (no jurídico) de la ley, por lo que se contó con la presencia del Sociólogo Leonel Hernández y el Psicólogo Richard Najul, ambos profesores jubilados de la Universidad Nacional Experimental de Guayana.


El coordinador de la Cátedra, Huascar Guilarte de la UT Bolívar dio la bienvenida a los presentes y explicó de forma resumida de qué trata este espacio, creado por el Mppeuct para disertar en torno a temas de interés para el país, en el caso de Bolívar tiene como eje temático la seguridad y defensa de la nación, con el fin de discutir temas que permitan establecer propuestas para acabar con el modelo rentinsta y construir una sociedad productiva.

Leonel Hernández
Inmediatamente el Prof. Hernández comentó que es necesario darle la divulgación adecuada a esta nueva ley para que la población conozca los valores que ella promulga en profundidad, a dónde nos lleva, qué elementos contempla, los entes encargados de hacerla cumplir y aplicar, sobretodo porque, […] “ todo venezolano tiene el derecho a vivir en paz y el deber de tolerarnos, reconocernos y reconocer al otro, por lo que este documento es un instrumento necesario para conseguir la paz” […], acotó.


Destacó Hernández que esta ley tiene un carácter persuasivo, ya que de lo que trata es de prevenir la violencia, permitiendo al pueblo denunciar todo tipo de agresión o maltrato, evitando que se desaten sentimientos de odio y rabia, ya sea por racismo, condición social, sexual o tendencia política, que desencadenen en violencia, tal y como sucedió en casi todo el territorio nacional durante varios meses de este año. […] “existe la necesidad de convivir como sociedad en paz y equilibrio, llegando a la resolución de los conflictos ante los entes encargados de ello. A través de esta ley se debe generar las conductas necesarias para reconocer al otro, a través de los valores de la justicia como vehículo para la paz” [...].


Richard NajulA continuación el Prof. Najul dio una visión psicológica de lo que implica una ley como ésta, destacando que este documento es el resultado de la necesidad de poner coto a las conductas violentas y la falta de conciencia de algunos sectores de la sociedad. [...]“La violencia y la paz coexisten en un mismo plano, son polos opuestos de un mismo fenómeno. La violencia es intrínseca en el ser humano, no así la agresión, es por ello que debe surgir la noción de paz, gracias a nuestro desarrollo social en sana convivencia” [...], dijo.


A juicio de Najul, […] “la clave para que la ley pueda operacionalizarse está en la convivencia, ya que somos seres sociales, interactuantes, por ello se requiere además justicia, reconocimiento del otro, respeto, tolerancia, solidaridad y corresponsabilidad” […].


Ambos ponentes recalcaron la necesidad de, lo antes posible, redactar los reglamentos que permitirán la justa aplicación de esta norma, ya que por ser una ley constitucional, en su articulado se destacan situaciones y sanciones muy generales.

 

Prensa Mppeuct – Unidad Territorial Bolívar.-